Los criterios a seguir para elegir TVP en un negocio de hostelería

En hostelería, uno de los elementos más importantes para que todo el personal trabaje de manera cómoda y coordinada es el TVP. Conocido mayoritariamente por sus siglas, TVP hace referencia a Terminal de Punto de Venta y no es más que un dispositivo que se encarga de gestionar las diferentes tareas de venta al público.

Aunque se puede utilizar para cualquier negocio, es especialmente en el sector de la hostelería donde más éxito tiene. Para los profesionales de la hostelería, el TVP es casi una herramienta imprescindible por su eficacia.

Todos los TVP están compuestos por un hardware, la máquina en sí, y un software o programa informático. El programa informático es la parte que desempeña el papel más importante, pues es el que estiona la impresión de tickets y recibos, los investarios, realizar pedidos, reservar productos y una larga lista de tareas comerciales.

En el mercado existen muchos tipos de TVP. Esto, que a priori es una buena noticia, puede resultar todo un engorro por no saber qué modelo es el más apropiado. Si hablamos de negocios de hostelería, debemos tener en cuenta los siguientes aspectos y tomar esta información como criterios a seguir para optar por unos u otros.

Fáciles de usar e intuitivos

Esta recomendación no es solo válida para elegir TPV, sino para hacer lo propio con cualquier otro equipo informático. En el caso del TPV, este debe ser tan fácil de usar como lo sería llevar una libreta de notas y un bolígrafo.

TVP en hosteleria

Si anotar tareas, ejecutar órdenes o imprimir tickets va a resultar un proceso tedioso, ya no es una buena elección. La sencillez es una prioridad importante porque quienes utilizan los TPV tienen pocos minutos para operar con él y se requiere mucha inmediatez. No debe tener retardos, ni menús complicados y tampoco navegaciones profundas.

En este sentido, en la web https://wip-connect.com/ son expertos en tecnología para hostelería y TVP para restaurantes, sus productos garantizan rapidez y fiabilidad.

Compatible con diferentes métodos de pago

En la actualidad son muchas las vías de pago, desde la más tradicional, en efectivo, hasta la también común tarjeta de crédito. Desde hace unos años también se puede pagar con aplicaciones móviles, desde Apple Pay, PayPal y, en un futuro con Bitcoins y otras criptodivisas, aunque estas todavía están por desarrollarse y calar entre la población.

Esto obliga a los sistemas informáticos a contar con la tecnología suficiente para admitir estas fórmulas de pago. Es la gente joven quien más uso hace de estas nuevas tecnologías y utiliza menos el dinero tradicional.

Servicio técnico y garantía

Son dos aspectos a valorar de manera importante. No basta que el TPV sea rápido y fácil de utilizar y que al tiempo posibilite numerosas formas de pago, sino que hay que cerciorarse de que tiene suficiente garantía y los posibles desperfectos van a ser reparados por el servicio técnico.

Si hacemos uso de la tecnología para agilizar las tareas de gestión y logística en hostelería, tenemos que tener cubierto los posibles desperfectos en caso de que el TPV.

¿Cuáles son los pasos a seguir para utilizar de manera correcta el TPV?

El objetivo de instalar terminales de punto de venta en el negocio es agilizar numerosas tareas, de modo que es importante conocer a fondo cómo funcionan estos dispositivos.

Esto se arregla no ahorrando dinero en formación. Un buen plan de formación o acercamiento al TPV y su sistema incluye una preinstalación del mismo, un periodo de instalación en el que los empleados se van familiarizando con las tareas del TPV y, pasado un tiempo, una serie de consultas o informes en los que se pongan sobre la mesa todas las tareas y funciones que pueden mejorarse.

Finalmente, pasados unos meses tras comenzar a utilizar el software TPV quizás llega el momento de avanzar en tareas, optimizar el uso del sistema para adaptarlo más al negocio.

¿Cuál es el presupuesto disponible?

Un último criterio importante a tener en cuenta es el presupuesto disponible. El precio de un TPV está muy determinado por muchos factores, además de sus funcionalidades, como por ejemplo el tamaño del negocio, el número de productos, etc.

Los TPV se pueden adquirir por licencia o por suscripción, esta última vía es muy común en los últimos años, pues se trata de TPV en la nube que pueden ser sustituidos por sistemas más completos en caso de que el negocio crezca.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: