¿Por qué abrir una franquicia como negocio?

Con un panorama económico aún delicado, las franquicias contribuyen a que el negocio prospere, gracias a las ventajas de tener una marca reconocida por los clientes.

A pesar de que todo apunta a que lo peor de la crisis ha pasado, el riesgo de abrir un negocio es muy alto. Ya lo era antes de que empezaran los problemas económicos, pero hoy es aún más difícil conseguir que un proyecto genere beneficios. Por eso, mucha gente se plantea la posibilidad de montar una franquicia, ya que a diferencia de los negocios anónimos, estos ya son conocidos y cuentan con clientes potenciales.

Una marca que se conoce

Una franquicia cuenta con el apoyo de tener un nombre que se conoce. Esta es una ventaja de por sí, ya que el público ha podido ver una campaña de publicidad o ha visitado un establecimiento en algún otro lugar.

Franquicia como negocio

Además, cuando un negocio se franquicia es porque el modelo está consolidado. De este modo es más fácil conseguir que tenga éxito. Hay estudios que confirman que los negocios franquiciados tienen un menor riesgo de tener que cerrar.

Cuenta con el apoyo y la experiencia del franquiciador

Cuando se monta un negocio, a menudo el problema es que no hay una experiencia previa sobre la actividad, lo cual hace que se cometan errores. Con una franquicia la mayoría de ellos se eliminan, ya que la marca se encarga de ofrecer un modelo probado y mejorado, fruto de la experiencia vivida en otros establecimientos.

Los franquiciados reciben una formación muy valiosa cuando empiezan con su proyecto. De este modo, conocen mejor los movimientos que tienen que hacer y saben cómo actuar cuando ocurren determinadas cosas. También se les presta apoyo de continuo con el fin de resolver situaciones que lo pusieran en peligro.

Una franquicia suele ser más económica que abrir otro tipo de negocio

En cuanto a la inversión que se necesita, como norma general es más barato montar una franquicia que abrir un negocio de las mismas características de forma particular. Por ejemplo, se cuenta con un listado de proveedores que ofrecen mejores precios, ya que cuentan con acuerdos de gran volumen y no hay que estar negociando ni preguntando a todos para ver cuál es el que más interesa.

En cuanto al acceso a ayudas financieras, los bancos están más dispuestos a apoyar una franquicia porque ya existen negocios similares repartidos por todo el país, lo que demuestra la viabilidad del proyecto. Algunas incluso tienen entidades financieras concretas que ofrecen facilidades.

Librerías Nobel, franquicias de éxito

Aunque lo normal cuando se habla de una franquicia es pensar en una cadena de restauración, lo cierto es que hay muchos sectores en los que se puede abrir un negocio franquiciado. Uno de ellos es el de los libros, que tiene como máximo exponente a la marca Espacio Lector Nobel, un equipo que cuenta con un proyecto consolidado que lo convierte en la principal cadena en este sector.

Franquicias negocios

Nobel es una firma internacional, que cuenta con librerías repartidas por todo el mundo y ofrece grandes ventajas, como el apoyo y la experiencia de un grupo que trabaja para que el negocio funcione. Tanto si tienes conocimientos sobre este sector como si es la primera vez que te planteas trabajar en él, Nobel te ayudará a abrir la librería en la que estás pensando en función de cuál es tu idea. Desde la ubicación del local hasta la organización de actividades, con una franquicia podrás montar tu propio negocio o darle el empuje que necesita tu librería.

Si quieres conocer más acerca de esta marca, puedes encontrar más info haciendo click aquí.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: