Salvaescaleras: conoce su funcionamiento, sus ventajas y sus beneficios

Los salvaescaleras son dispositivos muy útiles para personas con movilidad reducida. No solo les dan la oportunidad de subir las escaleras con facilidad, sino también independencia, sin necesitar la ayuda de nadie.

Convertido en uno de los accesorios clave del momento para personas con discapacidad, los ascensores de escaleras vienen en varios modelos que van desde los más simples hasta los más sofisticados.

Funcionamiento del salvaescaleras

Un salvaescaleras consta de tres conjuntos principales: un bloque de motor eléctrico, uno o más rieles y un sillón. Los rieles se fijan directamente en los escalones gracias a un sistema de sujeción (la estructura de la escalera no se modifica), mientras que el motor funciona con baterías.

Funcionamiento

El éxito de este ascensor para escaleras se debe a la simplicidad de su principio y, por tanto, a su uso: el usuario se sienta en la silla en la parte superior o inferior de los escalones, activa un comando y se desplaza al otro extremo de la escalera.

Para quiénes hace falta

El uso de un salvaescaleras depende de la situación de cada uno. Por lo general existen tres categorías de usuarios:

  • Personas que no son dependientes, pero que tienen cada vez más dificultad para subir los escalones. Además de encontrar comodidad en la vida cotidiana, ayuda a evitar caídas que terminen en el hospital o en algo más grave.
  • Personas en situación de dependencia debido a un accidente, como fracturas o patologías osteoarticulares, que dificultan subir las escaleras. Este tipo de ascensor es una de las alternativas posibles en la atención domiciliaria.
  • Personas encargadas de cuidar a otros (cuidadores familiares o profesionales). La asistencia de movilidad, especialmente en las escaleras, es una de las funciones más difíciles de completar para un cuidador y el salvaescaleras ayuda a evitar la fatiga.

Ventajas de los salvaescaleras

Tener un salvaescaleras instalado en el hogar es, por lo tanto, muy ventajoso en las viviendas con más de un piso. Las principales ventajas que ofrece este accesorio son las siguientes:

Seguridad óptima

Con el fin de garantizar la máxima seguridad para los usuarios, la mayoría de las sillas para subir escaleras están equipadas con modernas características de seguridad, como cinturón, reposabrazos, asiento estable y giratorio o motor de batería.

Máximo confort y tranquilidad

Los salvaescaleras se han diseñado principalmente para adaptarse al máximo de escaleras al proporcionar un confort óptimo utilizando un diseño que ofrece estabilidad al usuario.

Poco espacio ocupado

Estos mecanismos permiten que los demás habitantes del hogar suban y bajen por las escaleras sin obstáculos, dado que ocupan poco espacio.

Independencia

Permite a las personas con alguna limitación recuperar su independencia, sin necesidad de un cuidador para atender las necesidades básicas.

Facilidad de conducción

El uso de estas sillas es bastante simple, ya sea con controles remotos inalámbricos o palancas de mando.

No requieren reformas

Los salvaescaleras son adaptables y personalizables según las necesidades del usuario, teniendo en cuenta la decoración interior, además de que son fáciles de instalar.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: