¿Cómo mantener una pecera correctamente?

En el caso de tener un pequeño acuario en casa, para mantenerlo limpio y garantizar que los peces vivirán en las mejores condiciones, es esencial tener en cuenta una serie de pautas para realizar la limpieza de forma correcta.

Para que los peces puedan vivir de la mejor forma posible, garantizando buenas condiciones de higiene y salubridad, es esencial que todas aquellas personas que tienen una pecera en casa, sepan cómo limpiarla y mantenerla adecuadamente. Es evidente que una de las premisas esenciales es que la pecera esté impecable, para evitar que los peces se intoxiquen o incluso puedan llegar a morir.

Aunque muchos piensen lo contrario, lo cierto es que mantener una pecera no es una tarea demasiado complicada, al igual que tampoco llevará demasiado tiempo hacerlo. En cualquier caso, si se generan dudas o se quiere consultar información más detallada sobre las peceras y el mundo acuático en general, nada como dirigirse a la web de Blockfish. Se trata de un blog especializado en todo lo relacionado con los acuarios.

Pasos principales para el mantenimiento adecuado de una pecera

Como ya se ha mencionado, mantener correctamente una pecera no es una tarea complicada, si bien es cierto, habrá que tener en cuenta numerosos factores como el tamaño de la misma, las especies de peces que se tienen y, sobre todo, los tipos de limpieza que hay.

En este sentido, se trata de una parte muy importante, ya que dependiendo del tipo de limpieza que se elija, así habrá que llevar a cabo unos pasos u otros para mantener la pecera en las mejores condiciones posibles.

Limpieza al año

En el caso de que se elija el mantenimiento de la pecera, dentro de la modalidad de limpieza anual, es importante conocer los siguientes pasos. Así, una de las primeras cosas que hay que hacer es retirar todo lo que haya en la pecera, tan solo, hay que dejar el agua para que a los peces no les ocurra nada. Es fundamental que nunca se cambie el agua por completo.

Una vez que se han retirado todos los elementos, si en el interior de la pecera había piedras decorativas, hay que lavarlas con un poco de detergente y frotar bien. Luego se enjuagan bien con agua limpia para evitar que queden restos de jabón.

Por otro lado, si se tienen plantas naturales en la pecera, entonces hay que incluir un acondicionador para ellas, con el fin de que puedan alimentarse correctamente. 

El siguiente paso es limpiar a fondo el filtro biológico. Es importante que, para la limpieza de este elemento, se utilice el agua que está dentro del acuario. 

Después de todo esto, hay que añadir agua nueva a la pecera, siendo recomendable que, previamente, haya estado un par de días de reposo con el objetivo de aminorar el porcentaje del cloro. En este paso, es muy importante controlar la temperatura y el pH del agua. Finalmente, hay que comprobar que la iluminación es la correcta.

Limpieza cada dos meses

Se trata de la modalidad bimestral la cual, se caracteriza por lavar más a menudo los filtros, aunque no de manera tan exhaustiva como en la limpieza anual. Con respecto a este tipo de limpieza, una de las primeras cosas que hay que hacer es lavar bien los cristales de la pecera por dentro, siendo recomendable hacer uso de algún producto quitagrasas.

Otra cuestión conveniente es comprar un sifón, con el fin de colocarlo en el fondo del pequeño acuario y así, se utiliza como elemento para eliminar las impurezas que se generen en el interior de la pecera, como es el caso de los desechos de los peces. Una vez utilizado el sifón, hay que volver a reponer el agua, asegurándose que los niveles de cloro y pH sean los adecuados.

También se deben quitar todas las hojas muertas que se quedan sobre la superficie y, además, instalar lámparas para mejorar la iluminación de la pecera. Lo ideal en estos casos es que sean de un máximo de 0.5kW por cada litro de agua.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: