Viajar por Asturias y Cantabria en autocaravana

Recorrer el norte de España en autocaravana es posiblemente el tipo de viaje que más libertad te ofrezca a la hora de explorar los más bellos paisajes. Y es que al tipo de viajero al que le gusta sentir el contacto con la naturaleza y que cree que lo importante no es destino final, sino los kilómetros recorridos en el trayecto y los lugares visitados, este es, sin lugar a duda, el viaje que mejor le sienta, sobre todo si además disfruta de la conducción.

Viajar por Asturias y Cantabria en autocaravana es un auténtico placer para los sentidos, lleno de mágicos rincones que están esperando a quien guste de lo natural y verdadero. Si, además, esta experiencia se disfruta en familia, en compañía de los más pequeños, estos tendrán una oportunidad única de vivir experiencias vitales e irrepetibles en parajes naturales inigualables.

El viajar en autocaravana por Asturias te da la oportunidad de visitar pueblos como Cudillero y Tazones, pueblos pesqueros que tienen al mar como protagonista, y unos miradores espectaculares, como el Miradur del Fitu o el de San Roque.

Turismo por Asturias y Cantabria en autocaravana

En Cantabria no puedes dejar de visitar San Vicente de la Barquera, un antiguo refugio de pescadores que tiene un paisaje inigualable con los Picos de Europa como grandes protagonistas. Si viajas con niños, en el parque Cabárceno podrán disfrutar de una experiencia única, pues trata de una reserva natural donde se pueden ver más de 150 especies de animales en un enclave idílico de desfiladeros y lagos.

No puede faltar dentro de tu recorrido por Cantabria la parada en las Cuevas de Covalanas, una representación de arte paleolítico que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad en el año 2008.

No cabe ninguna duda de la belleza que está esperando a ser descubierta por cada visitante, pero no podemos dejar pasar la oportunidad de darte algunos consejos para viajar en tu autocaravana que te resultarán sumamente útiles.

Consejos para viajar en autocaravana

Hay pocas cosas comparables a la comodidad de contar con un transporte que te hace de casa al mismo tiempo y que te brinda la maravillosa oportunidad de descubrir con tranquilidad y comodidad el caravaning, una experiencia donde se une el gusto por el viaje y la libertad de movimiento.

Antes de adquirir una autocaravana en propiedad, ya que no se trata de una inversión pequeña, te recomendamos que pruebes la experiencia de esta forma de viajar, alquilando previamente una autocaravana y realizando un primer viaje para que te asegures de que es realmente lo que buscas y lo que habías pensado que sería.

Cuando ya lo tengas decidido sin ningún asomo de duda, y antes de emprender el viaje, asegúrate de llevar toda la documentación en regla del vehículo, tanto si es de tu propiedad o de alquilar, y de las personas que viajan en él. Incluso si no sales de nuestras fronteras, todos los pasajeros deben ir correctamente identificados.

Es conveniente también en caso de viajar con niños que estos se sientan cómodos durante el trayecto, ya que a veces les puede resultar pesado. En este sentido, es importante que puedan tener juegos con los que entretenerse y que realmente ellos también se sientan como en casa.

Como todos sabemos, por sentido común y porque algunas señales así lo indican, una autocaravana no puede pernoctar en cualquier lugar, de hecho en algunas áreas está totalmente prohibido. Es conveniente antes de salir buscar zonas dentro de tu ruta donde puedas estacionar o zonas especialmente habilitadas para caravanas. Si además viajas en época estival, en verano o en festividades, sería más que interesante tener varias alternativas disponibles por si llegas al primer lugar que habías pensado y está completo.

Igualmente importante es tener controlado el tema del agua. Si bien es cierto que una autocaravana te brinda una serie comodidades frente a una furgoneta, como el hecho de poder ducharte o tener siempre a mano un W.C., el agua de la que disponemos no es ilimitada y hay que tener la precaución de conocer los lugares habilitados tanto para volver a llenar el depósito como para el vaciado de aguas grises y aguas negras.

Un tema sumamente importante es el del seguro para la autocaravana, tanto es así que hemos creído conveniente dedicarle otro apartado dedicado por completo.

El seguro de la autocaravana

Antes de emprender nuestra aventura, debemos asegurarnos, como el caso de cualquier otro vehículo, de que el seguro de autocaravana esté en vigor. A la hora de asegurar una autocaravana debemos prestar mucha atención a las coberturas que ofrece, y además revisarlas periódicamente, pues por ejemplo puede que nos convenga ampliarlas en caso de querer viajar al extranjero, asegurándonos de que la asistencia de viaje está garantizada allá donde vayamos.

Es una buena oportunidad para revisar qué tipo de coberturas tienes y si por ejemplo la asistencia de viaje llegará hasta los sitios que deseas recorrer. Si tienes dudas al respecto, lo mejor es hablar con los asesores, como los que encontrarás en MV Aseguradores, líderes en seguros baratos para autocaravanas que ofrecen las mejores prestaciones y coberturas.

Cuando se adquiere una caravana en propiedad, no son pocos los que se plantean alquilarla durante los meses que no la están utilizando, pues es una buena fórmula para amortizar la inversión realizada y no dejarla aparcada durante largos meses en los que, por motivos de trabajo o de cualquier otro tipo, no podemos hacer uso de ella.

Autocaravana por el norte

Si decidimos alquilar la autocaravana, deberemos asegurarnos de qué tipo de seguro es el que nos conviene, y de nuevo en MV Aseguradores tendremos la ayuda que necesitamos, no en vano son líderes en el sector de Seguros para Autocaravanas de Alquiler y podrán ayudarnos a tomar la opción más acertada.

Este tipo de seguro para autocaravanas en alquiler, además de dar cobertura en Daños a Terceros, Accidentes, Robo e Incendio y Asistencia en Viaje, cubre también los Daños Propios con una franquicia, pudiendo elegir entre varias opciones durante el proceso de contratación.

Y ahora sí, con todas las consideraciones debidamente estudiadas, con un plan de viaje bien trazado, y con nuestro seguro en vigor ya podremos dedicarnos a disfrutar de la carretera, de viajar en familia y de vivir una aventura en contacto con la naturaleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: