La empresa, imprescindible para el desarrollo económico

La economía global se fundamenta en los procesos productivos que incentivan millones de compañías. Estas unidades son generadoras de empleo y estabilidad, lo que propicia un crecimiento para las dos partes involucradas: el empresario y los empleados.

Una empresa es la célula esencial de la dinámica económica de un país, comunidad o estado. Entre sus prioridades están las de generar lucro o beneficios sociales para sus trabajadores directos.

Cada una desempeña una actividad concreta, a partir de la cual se obtienen productos o servicios intangibles. Esto se logra a través de la transformación de la materia prima y la adición de procesos de valor añadido.

Son unidades concebidas para mantenerse a largo plazo y generar utilidades a sus propietarios y trabajadores. En el primero de los casos, estos también deben asumir el riesgo de posibles pérdidas.

Como crear una empresa

En aras de fomentar la competitividad empresarial, la legislación española ha tomado diversas medidas para favorecerla en nombre de todos los ciudadanos, según han explicado los expertos del portal sociedades.express. Por tal motivo, desde el 2010, se han creado las sociedades limitadas o sociedades urgentes de 48 horas.

Estas sociedades express buscan incentivar la generación de empleo y de nuevas compañías en el país. Su aplicación también es de mucha utilidad para todos aquellos trabajadores autónomos o freelance que quieren asociarse en sociedades urgentes.

Los especialistas destacan que la conformación de las sociedades permite un ahorro fiscal en comparación con la aportación que haría un autónomo. Es decir, el gravamen general durante los dos primeros años que dé beneficios es de solo un 15%.

El proceso para crear una empresa con esta modalidad incluye 5 pasos y es ofrecido en la página por 290 euros. Incluye solicitud de nombre, constitución en la notaría, inscripción en el Registro Mercantil, alta en la agencia tributaria, en la Seguridad Social y en la Agencia de Protección de Datos.

Ventajas de las sociedades

Entre los beneficios que supone la conformación de la sociedad limitada se encuentra el tema de la rapidez. La empresa comienza a ser operativa en 48 horas, con o sin el desembolso del capital social (3.000 euros). Otros tipos de tramitaciones tardan unos 30 días.

El ahorro de dinero es otro punto a considerar a la hora de crear una sociedad limitada. En este caso, se invierten solo 290 euros en comparación con los 1.000 euros que cuesta una sociedad tradicional.

La comodidad también cuenta, ya que la persona solo debe trasladarse hasta la oficina del notario. Se ahorran los viajes al Registro, a la Agencia tributaria, Seguridad Social y al Ayuntamiento.

Las SL son figuras que deben cumplir con ciertos requisitos para acogerse a los aranceles notariales o registrales. Estos pueden resumirse en tres, según apuntan los especialistas.

El primero es que el capital social sea menor a los 3.100 euros, el segundo es que no intervengan otros socios jurídicos, es decir, otras sociedades, y el tercero se relaciona con que los estatutos deben estar adaptados a los ya aprobados por el Ministerio de Justicia.

Creación de una empresa

Hay dos pasos cruciales para crear una empresa. El primero es solicitar el nombre de la sociedad limitada. Es decir, se debe gestionar la reserva de la denominación social.

Para cumplir con este primer paso de como crear una empresa, la página cuenta con un formulario en el que se debe indicar nombre y apellidos de uno de los socios, tal y como aparecen en el DNI. Además, hay que facilitar 5 propuestas de nombres en orden de prioridad, un email y un teléfono de contacto.

“Una vez recibida la información, se inicia el trámite de la reserva de la denominación social y más tarde nos pondremos en contacto con el solicitante, para informarle sobre el resultado”, explica el personal sobre la fase inicial de cómo crear una empresa.

El segundo paso guarda relación con los datos de la sociedad. En este punto se debe contactar por email o teléfono a sociedades.express, acudir a las oficinas, descargar y enviar el formulario que se adjunta con la siguiente información:

Datos de los socios, información sobre la sociedad, como capital social, domicilio social, actividad a la que se dedicará la empresa, personas que serán los administradores, indicar si el cargo es retribuido o gratuito, el número de cuenta para domiciliar el recibo de los autónomos y elegir la notaría donde se quiera acudir.

Capital inicial

El capital social mínimo para la constitución de una sociedad limitada es de 3.000 euros, afirman los expertos.

Este capital social no es de desembolso obligatorio, ya que existen alternativas que pueden ayudar al emprendedor a empezar el proyecto sin la obligación de desembolsar dicha cantidad de dinero. Estas incluyen aportaciones no dinerarias y la formación sucesiva, entre otras que se relacionan con el capital social de la sociedad limitada.

Consejos para crear empresa

El portal también funciona como Punto de Atención al Emprendedor, autorizados por el Ministerio de Industria, con lo que se puede ofrecer la posibilidad de crear la sociedad a través de Internet.

Según el más reciente informe del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad español, existen en el país más de 1.500.000 autónomos registrados en la Seguridad Social y 1.301.000 pequeñas y medianas empresas. Estos datos reflejan el empuje que tiene este sector en la economía nacional.

La creación de empresas siempre es un buen síntoma de la economía de cualquier nación, ya que representa un dinamizador de las actividades de sus habitantes. Además, las compañías son una fuente directa de empleos, lo que genera estabilidad, prosperidad y calidad de vida para todos.

Comparte: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Un comentario sobre “La empresa, imprescindible para el desarrollo económico

  • el 17/11/2017 a las 11:01 am
    Permalink

    Como bien dice el título del artículo, la empresa es imprescindible para el desarrollo económico, pero no podemos olvidarnos del “autónomo”. Cada vez más, el autoempleo y la microempresa contribuyen más y más al desarrollo económico

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: