Cómo constituir una sociedad mercantil paso a paso

Aquí te presentamos una síntesis con los 10 pasos clave para constituir una sociedad mercantil en España, de acuerdo a la normatividad vigente.

Definir el tipo de sociedad

Existen varios tipos de sociedades mercantiles, y para poder empezar con el rumbo correcto, será importante asegurarnos de elegir el esquema ideal de acuerdo a nuestros objetivos.

Desde aquí comienza a adquirir gran importancia apoyarnos en profesionales en la materia. Particularmente te recomendamos Raipe Consultors (asesoría Barcelona) que es una de las firmas especializadas precisamente en este tipo de ámbitos empresariales.

Pasos para constituir una sociedad mercantil

No sólo te pueden ayudar a lo largo de todo el proceso de constitución de una sociedad mercantil, sino que también te puede aportar importantes directivas para incluir en tus lineamientos los puntos esenciales para fortalecer el desarrollo de tu proyecto, o incluso ayudarte a relanzarlo de forma integral.

Certificación negativa de la denominación social

A través de este trámite estaremos asegurándonos de que el nombre que queremos es inédito, y que cumple con los lineamientos establecidos en la materia.

Obtener el CIF

Con el documento del punto anterior, el Modelo 037 y el DNI del promotor de la sociedad, se puede comenzar a tramitar el Código de Identidad Fiscal ante la Delegación de Hacienda.

Cuenta bancaria

El siguiente paso será abrir una cuenta bancaria, la cual debe cumplir con las directrices específicas para el tipo de sociedad mercantil lanzada.

Formalizar estatutos

Aunque es común que los lineamientos puedan comenzar a trazarse desde antes, el siguiente paso será la constitución de estos, y a pesar de que podemos elaborarlos nosotros mismos, la asesoría del notario también puede ser de gran ayuda para asegurar la inclusión de los puntos clave para facilitar el desarrollo del proyecto.

Los impuestos

Posteriormente se debe tramitar ante la Delegación de Hacienda de la comunidad autónoma correspondiente el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales, mediante el cual se estará grabando tanto la constitución, como otros procesos que pueden derivar en el desarrollo de la sociedad, tales como la capitalización, renovación o disolución.

Tras pasar por el registro mercantil (punto siguiente), considera que también deberás volver a esta instancia para el Impuesto sobre Actividades Económicas o Modelo 845.

Al Registro Mercantil

En teoría podremos comenzar a adquirir personalidad jurídica, cuando nos demos de alta en el Registro Mercantil a través de la escritura de constitución, lo cual implica también cubrir el importe para su publicación.

Dar de alta esquema laboral

Acto seguido deberás registrar legalmente a los trabajadores a través del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos, además de realizar las gestiones para garantizar la Seguridad Social.

Asimismo será importante la incorporación en el Registro de Actividades y Empresarios Comerciales ante la Consejería o Dirección Provincial del Trabajo.

Solicitudes municipales

Y aunque con esto ya tendrás gran parte de los trámites necesarios a una escala nacional, no olvides que de igual forma resultan esenciales las gestiones locales. Aquí también se estará dando de alta la documentación para acreditar la forma y uso de las instalaciones.

Constituir una sociedad mercantil

Legalizar la contabilidad

Finalmente, considera que también será importante legalizar los libros contables, los cuales tienen  características específicas de acuerdo al tipo de sociedad mercantil constituida.

Con la suficiente investigación, definición del proyecto y siguiendo los pasos necesarios, podrás dar vida a una sociedad mercantil plenamente establecida, aunque el apoyo de abogados expertos, también te será de gran ayuda, no sólo para hacer este proceso más fácil, sino también para tratar de elaborarlo de la mejor forma posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: