La importancia de los muebles y la decoración en el hogar

El mobiliario y la forma de decorar una casa influyen directamente en el bienestar de quienes la habitan, creando espacios confortables y acogedores o, todo lo contrario.

En general la decoración del hogar va extremadamente ligada al mobiliario. El mueble es entonces una creación del ser humano como elemento básico a poseer en determinados espacios con el fin de permitir mayor comodidad y sobre todo utilidad; está ligado a la función. Teniendo en cuenta esta definición podemos deducir que sillas, camas y mesas fueron los primeros mobiliarios creados por el ser humano como elementos básicos de una vivienda. Su función principal es la de dar comodidad al momento de realizar actividades necesarias y básicas como son el descanso y la alimentación.

En un segundo nivel hay otro tipo de muebles también interesantes como el escritorio, la biblioteca, mesas de luz, clósets y otros. Estos cumplen funciones específicas y van naciendo con la evolución en el diseño de la casa tradicional y la creación de nuevos espacios no esenciales en cuanto al hábitat de un ser humano. No obstante, con el paso del tiempo han ido conformando el diseño dentro del hogar.

El mobiliario es tan importante porque incluso es partícipe de lograr ampliar el espacio. El uso de muebles multifuncionales, por ejemplo, da versatilidad funcional además de ser aporte al diseño y decoración del lugar. Esto lo saben bien en Divinity Muebles una empresa que amplía el concepto “amueblar” para plasmar la personalidad del cliente en cada estancia del hogar.

Cómo influye el mobiliario en el bienestar de las personas

Según el Feng Shui, las sensaciones que nos transmite cualquier estancia al entrar nos las proporciona el color. Teniendo esto en cuenta, las tonalidades de muebles, paredes, textiles, manteles y decoración son las encargadas de hacernos sentir cómodos y a gusto en una estancia.

Esta filosofía milenaria está unida a la naturaleza, de manera que las plantas entran en casa aportando energía positiva. La conjunción de elementos como el fuego, el agua, la tierra o el metal son parte de esta ciencia ancestral, que, además, se centra en un flujo vital de energía constante en el que cuidar la casa es muy importante, y así que ésta también cuide de sus moradores.

La sensación de amplitud, las formas redondeadas y la importancia de cómo y dónde se sitúa cada mueble son factores a tener en cuenta a la hora de decorar con este estilo. Muebles de la de la firma Loyra, por ejemplo, son un claro exponente de tonalidades que encajan en este arte milenario. Los productos de Loyra son íntegramente fabricados en España y combinan técnicas artesanales con la más avanzada tecnología. Su línea de diseño más innovador respira originalidad y soluciones vanguardistas, pero también ofrecen una corriente más clásica para adaptarse a todo tipo de estéticas y gustos.

En cualquier caso, los muebles no solo son imprescindibles para ordenar y hacer más confortable el día a día, sino también contribuyen a crear belleza y una atmósfera adecuada para la relajación y el descanso. Por el contrario, si se eligen muebles que desentonan, con colores demasiado estridentes o formas y materiales inadecuados, el resultado será un hogar que puede llegar a transmitir caos y nerviosismo, llegando a influir en la vida afectiva de sus ocupantes.

El estado de ánimo y la decoración del hogar

El estado de ánimo es una experiencia personal que se ve afectada por múltiples factores en la vida cotidiana. Las relaciones sociales, laborales, los ambientes en los que las personas se mueven en el día a día afectan de forma consciente e inconsciente a su estado de ánimo. Por ese motivo, los lugares donde se pasa más horas al día, normalmente el hogar y el trabajo, es importante que la decoración proporcione una experiencia lo más acogedora posible y que influyan positivamente en el estado de ánimo.

Una habitación donde los muebles sea elegantes, con colores agradables a la vista, ergonómicos y que inspiren tranquilidad, es clave para mantener un estado de ánimo calmado y una sensación de paz en casa.  Se pueden encontrar muebles así en García Sabaté, una empresa con una tradición desde hace más de 70 años en la fabricación de muebles cuyas colecciones son un referente tanto en diseño como en calidad.

Por el contrario, es normal que, en una habitación desordenada, o con colores tristes u oscuros, sientas cierta ansiedad, rabia o incluso tristeza. Otra forma de comprobarlo si cabe más inmediata es cuando se trata de descansar sobre muebles incómodos. Esto afectará con toda seguridad al estado de ánimo.

A modo de resumen, los aspectos de la decoración de interiores que más influyen en las emociones personales son los colores, la iluminación y los muebles elegidos. Sabiendo esto, ya se tienen las claves para redecorar el hogar de forma acertada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: