Nuevos modelos de construcción. La vivienda modular

Los tiempos demandan nuevos caminos en la construcción, estos deben ser más económicos al tiempo que ofrezcan una mayor eficiencia energética, también deben necesitar menos tiempo para ser ejecutados, que sean estéticamente atractivos, todo sin perder un ápice en calidad. Este conjunto de necesidades ha encontrado su mejor aliado en los sistemas de construcción modular con base en paneles de placa sándwich con espuma de poliuretano, de panel de lana de roca, de chapa grecada y placas de policarbonato.

En la empresa de paneles ebro, especializada en cerramientos metálicos y en la fabricación y distribución de paneles para la fachada y para cubiertas, se localiza la perfecta relación calidad precio en estos materiales de construcción.

Los paneles modulares están llamados a ser la nueva revolución en el ámbito de la construcción, y es que, además de ser compatibles con cualquier sistema estructural, ofrece una gran funcionalidad y la posibilidad de proyectar los más variados diseños, gran resistencia y sostenibilidad. Estos paneles son los elementos estructurales más apropiados para la construcción modular, un tipo de vivienda que crece con fuerza gracias a sus numerosas ventajas.

Ventajas de construcción modular

Aumenta la demanda de los edificios modulares en todo el mundo, convirtiéndose rápidamente en el método de construcción favorito para aquellas personas que quieren poner en pie proyectos de construcción rápidos, rentables y eficientes.

Nuevos tipos de construccion

Efectivamente, la primera gran ventaja son los tiempos que se necesitan para tener completamente construida una de estas edificaciones, que suelen ser entre un 30 y un 50 % más rápidos que para el resto de construcciones habituales. Esto es debido a que tiene una fabricación en cadena en una fábrica, por lo que solo hay que montarlos cuando los paneles llegan a su ubicación. Este tipo de construcción asegura la mejor administración de la calidad de la construcción y muchas menos interrupciones.

Los tiempos exigen que cada acción que acometamos tenga una responsabilidad ecológica, los edificios modulares cumplen con este requisito, siendo muy respetuosos con el medio ambiente, puestos que utilizan materiales ecológicos y reciclados. Su proceso de producción asegura menos desperdicios. Es, en definitiva, un proceso constructivo sostenible desde su inicio hasta su terminación.

Por otro lado, están consideradas como construcciones muy rentables, con muchas y variadas posibilidades de diseños atractivos puesto que, además, pueden ser diseñadas a medida, según presupuesto y gustos estéticos. Por último, cabe resaltar la calidad de sus materiales, en parte porque el proceso de construcción está protegido por las inclemencias del tiempo y por la humedad, con materiales muy duraderos y seguros, el interior mejora el aislamiento acústico, son resistentes al fuego y, como dijimos anteriormente, al ser construcciones herméticas su eficiencia energética está garantizada.

El panel sándwich, ventajas del sistema más utilizado para cubiertas y fachadas

Este producto es de reciente creación y se considera un material básico en la actualidad para cubiertas y fachadas por sus excelentes cualidades y características de protección, facilidad de uso, útil para casi cualquier tipo de edificio y por su peso ligero. Está especialmente destinado para construcciones que requieren espacios muy abiertos o tiempos de ejecución muy limitados y es perfecto para aislar por completo el edificio.

La vivienda modular

Y es que el panel de sándwich consta de dos paneles metálicos, en medio de los cuales se introduce una espuma aislante que le confiere tanto su forma física, como su especial cualidad como aislante. Las cualidades más destacadas para convencernos de su utilidad comienzan al enumerar la capacidad de portabilidad que ofrece, con una gran facilidad y rapidez en el montaje que hace que la obra esté lista en un menor tiempo.

Como ya hemos indicado brevemente, ofrece un gran aislamiento contra los agentes atmosféricos, tanto frente a la temperatura como a la humedad, ya sea esta producida directamente por una fuente de agua o por el vapor. Esto se debe a la capacidad que posee la espuma aislante para impedir que los distintos factores provenientes de las condiciones ambientales traspasen el material, quedándose siempre fuera.

También es muy valorado el coste mínimo de mantenimiento, pues su resistencia es muy elevada, por lo que ni su manutención, ni su reparación ni siquiera si hubiera que sustituirlo representará un gasto elevado. Además, ni en los casos en que el arreglo represente una urgencia será un problema, pues se podrá actuar sobre él y solucionarlo de manera rápida y económica.

Por último, cabe resaltar su importante ahorro energético, que se debe igualmente a su capacidad aislante, al no perderse la temperatura interior y representar un ahorro de consumo energético de primer orden, este material cumple con todas las directivas comunitarias en este sentido.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: