Proteger la vivienda no es un gasto, es una inversión

Si no resguardamos adecuadamente nuestros bienes, seremos blancos fáciles del hampa. Reponer objetos de valor luego de un robo es mucho más costoso que invertir en sistemas de seguridad que hoy existen, tomando en cuenta que se trata de un mercado competitivo en el que sí hay precios accesibles.

Al momento de adquirir una vivienda uno de los aspectos importantes es el de implantar mecanismos de seguridad a fin de proteger la familia y los bienes, lo que genera algunos quebraderos de cabeza porque se piensa que esto puede implicar altos costes. Sin embargo, no tiene que ser precisamente así, existen formas de ahorrar en estos servicios sin renunciar a nuestra seguridad.

La oferta de soluciones en seguridad es amplia y siempre hay una que se adapte a nuestras necesidades y presupuestos, por lo que definitivamente sí es posible hallar un sistema que no implique gastar una fortuna, lo que hay es que saber buscar y para esto la web se convierte en aliado fundamental.

Cerrajería es obligatoria

Es imprescindible, podemos decir obligatorio, que al momento de ocupar un inmueble para cualquier fin: vivienda, negocio, oficina, entre otros, debamos recurrir al sector de la cerrajería, porque se trata de un sistema de seguridad primordial.

La tecnología ha hecho que muchos servicios hayan desaparecido, pero todo parece indicar que esto por muchísimos años no sucederá con la cerrajería.  Aunque se creen soluciones inteligentes a través de la domótica y los más avanzados y sofisticados sistemas de seguridad, una cerradura es vital, así que la tendremos  mucho tiempo más.

Proteger la vivienda no es un gasto es una inversión

Sin embargo, esto no quiere decir que el trabajo de los cerrajeros no se tenga que reinventar para adaptarse a los nuevos tiempos, sí han tenido que hacerlo adaptándose a las medidas de seguridad más avanzadas, al igual que cada día se elaboran productos más sofisticados y seguros.

En cuanto al tema del ahorro de costes sin sacrificar la seguridad de los inmuebles, también el servicio de cerrajeros se puede adaptar a este requerimiento perfectamente, siendo aún más acertado en este punto lo que decíamos anteriormente: hay que saber buscar.

Internet resulta un gran aliado para encontrar servicios de cerrajería económicos, reconocidos, con experiencia y sobre todo muy confiables, otro aspecto fundamental, porque no vamos a dejar en manos de personas sin reputación comprobable o de dudosa procedencia lo relacionado al acceso a nuestro hogar.

Por ser un mercado bastante competitivo, se pueden hallar profesionales que prestan excelentes servicios a precios accesibles, llegando a convertirse además en trabajadores de confianza al momento de presentarse algún hecho imprevisto.

Además, entre la amplia variedad de tipos de cerraduras que hay en el mercado se pueden encontrar muchas que se adecúan a todos los presupuestos, es más seguro el propietario de una vivienda conseguirá varias a precios que incluso están por debajo de lo que había estipulado.

Entre las características indispensables que deben tener los servicios de cerrajería están que estén disponibles las 24 horas del día los 365 días del año. La rapidez para acudir a los llamados también es importante, ya que al presentar un problema con una cerradura o una llave en horas de la madrugada incrementa el riesgo de robos, por lo que se requiere un servicio ágil y efectivo de inmediato. Y es que el peligro de ser víctimas de hechos siempre va a estar latente, por lo que tener todas las medidas preventivas cubiertas es primordial.

Se busca además que el profesional cuente con experiencia para realizar todo tipo de trabajo como cerrajería en general, amaestramiento de llaves, abrir puertas sin romperlas, apertura de coches y cajas fuertes, cambio e igualamiento de bombines, instalación de cerramientos, entre otros.

Alarmas han tomado auge

Definitivamente una casa desprotegida será la predilecta de los ladrones y bajo esta premisa radica enfocarse en medidas de seguridad. Obviamente los malhechores preferirán una vivienda que esté desprovista de estos elementos, y esto va más allá de una suposición, lo dicen las estadísticas.

Todo esto nos lleva a concluir que instalar uno o varios sistemas de seguridad más que un gasto, es una inversión, tomando en cuenta los costes de los bienes y algo que no tiene precio, que es la protección y tranquilidad de la familia. Además, es una inversión que no tiene que ser exagerada, tomando en cuenta la amplia variedad que existe.

Uno de los sistemas que ha tomado auge para la seguridad en el hogar es la alarma, que suele ser perimetral, ya que esta detectará y alertará inmediatamente sobre la presencia de intrusos, lo cual le permitirá mantener a salvo la familia y el hogar.

Entre los elementos primordiales de este sistema están los sensores de movimiento que son los que detectan al momento la presencia de elementos externos. Se suele combinar esto con cámaras de seguridad, de tal forma que de inmediato se tenga una visión del elemento perturbador.

Un sistema de alarmas implica un ahorro porque los costes por mantenimiento o eventuales reparaciones son mínimos. Son elaborados de manera muy precisa, por lo que el porcentaje de que presenten fallas está por debajo del 1%.

Cercas eléctricas, también demandadas

Las cercas eléctricas son otro sistema de seguridad bastante utilizado por los beneficios que ofrecen. En primer lugar el sólo hecho de estar presentes, de ser visibles, en las fachadas de las casas es un factor de disuasión para los intrusos. El cartel de “peligro, alto voltaje” generará un efecto de alerta en estos individuos prácticamente automático.

Aunque realmente este voltaje sí es alto, dura un tiempo corto por lo que no va a matar a nadie, pero sí neutralizará al malhechor para impedir seguir con sus intenciones de penetrar en el hogar.

Otras de sus ventajas es que son prácticas para su instalación, se adaptan a los diseños que se hayan escogido para las fachadas de las viviendas sin representar un elemento poco armónico o desagradable a la vista, además son económicas.

Otros sistemas de seguridad

Existen sistemas de seguridad para los que se requerirán presupuestos más altos, aunque la relación precio-beneficio sigue siendo muy atractiva. Entre estos se cuentan las puertas blindadas, consideradas una de las medidas más efectiva para combatir la inseguridad al ofrecer más resistencia ante acciones de apalancamiento y otras para una apertura forzada.

Otro sistema que se ha venido adoptando son los sensores de apertura. Estos perciben si una puerta o ventana está siendo forzada, mandando una señal a una central. También están los simuladores de presencia, los que darán supuestas señales de que hay personas en la casa, cuando realmente no es así, como se encenderán y apagarán luces, artefactos como radio y televisión o abrir y cerrar persianas.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: