Negocios: Cuáles son los beneficios de establecer relaciones comerciales

Del mismo modo que las empresas establecen relaciones con sus clientes y consumidores, también firman contratos con otras compañías para expandir y hacer crecer los negocios. Son múltiples los tipos de acuerdos que pueden trazar las corporaciones para impulsar la dinámica de trabajo.

Entre estos, se puede mencionar el alquiler de locales comerciales o instalaciones para el desarrollo de las operaciones, contratos franquiciados o el leasing de vehículos.

El principio que rige las relaciones comerciales entre las empresas es la externalización de los procesos, con lo que ambas obtienen importantes beneficios. La compañía que contrata consigue reducir los costes operativos y trámites burocráticos, mientras que la empresa contratada se beneficia porque incrementa su volumen de negocios.

Para conocer a fondo las empresas que se desea contratar existen los informes comerciales. Estos documentos cuentan con información de las compañías con las que se pretende estrechar lazos, o para conocer mejor a las organizaciones que ya son clientes, competencia o proveedores.

Trabajo en conjunto

Son múltiples los ejemplos que pueden citarse para explicar cómo funcionan los acuerdos entre las corporaciones. Uno de ellos son los tratos que firman los fabricantes de dispositivos móviles con empresas chinas, por ejemplo, para el ensamblaje en ese país de sus teléfonos inteligentes o tabletas.

Establecer relaciones comerciales

En el mercado hay compañías que ofrecen este tipo de servicio para que otras organizaciones puedan llegar a establecer acuerdos comerciales.

Este es el caso de Informa D&B, una empresa especializada en el suministro de información comercial, financiera, sectorial y de marketing de compañías y empresarios.

Su labor incluye la elaboración de informes comerciales, estratégicos, financieros e investigados, entre otros. Con la disponibilidad de la información comercial, cualquier empresa está en posición de conocer los datos mercantiles o de riesgo de crédito de otra corporación, y así establecer relaciones comerciales.

Para conocer qué información comercial se puede solicitar aquí se pueden mencionar los datos riesgo-crédito, información judicial, de morosidad, comportamiento de pagos, datos mercantiles, legales y la información financiera básica. Los informes comerciales se suelen elaborar a partir de información de fuentes públicas oficiales.

Desarrollo económico

Establecer relaciones comerciales entre empresas, países, grandes corporaciones o hasta con las Pymes tiene un potencial enorme para el desarrollo económico y la reducción de la pobreza.

Debido al proceso de globalización, en el mundo existe una tendencia irreversible de llegar a acuerdos de libre comercio entre las naciones. Los pactos generales son firmados por los Estados, pero son las empresas las que llevan adelante el proceso gracias a la reducción de aranceles y otros beneficios comerciales.

Las posibilidades de afianzar lazos entre compañías son múltiples, lo que ha derivado en la creación de una larga tipología de contratos que vienen definidos de acuerdo a su finalidad.

Algunos de estos acuerdos comerciales son: contratos para formar una alianza nacional o internacional, para constituir una empresa mixta, para la venta comercial de productos, suministro de materias primas y distribución de artículos, entre otros.

Los acuerdos comerciales tienen que establecerse desde el principio a través de un contrato firmado por ambas partes. La formalización no debe quedar para después con la excusa de los gastos de asistencia jurídica que están involucrados.

Con la firma de los contratos se previenen dolores de cabeza y otros tipos de gastos en el futuro. La recomendación siempre es prevenir y dejar asentadas todas las cláusulas que deben cumplir las empresas involucradas.

Emplear contratos para formalizar las relaciones comerciales ofrece seguridad jurídica a las empresas, y genera un clima de confianza para seguir generando acuerdos en un corto o medio plazo.

Los contratos y las relaciones comerciales son mapas que serán utilizados para definir las obligaciones y responsabilidades que tiene cada parte en el acuerdo. Aquí también entran en juego las formas de pago, o posibles multas en el caso de no cumplir con alguno de los acuerdos.

Las relaciones comerciales están basadas en la confianza y el compromiso. Se inician cuando hay un interés en llegar a un acuerdo para potenciar los procesos de una compañía en particular.

Entre los primeros pasos a dar para llegar a un acuerdo comercial está revelar información sobre el tipo de negocio que se desarrolla y las necesidades o los recursos con los que se cuenta.

La idea es ofrecer a la otra parte involucrada un panorama de la empresa y hacerle saber por qué es importante el pacto al que se desea llegar. La relación debe ser recíproca y desarrollarse bajo una comunicación bilateral.

Cada día se firman nuevos acuerdos comerciales en el mundo. La principal ventaja es que, a través de este tipo de herramienta, las compañías encuentran aliados para crecer a nivel operativo. El beneficio siempre es mutuo, se trata de un “matrimonio” al que dedicar todos los cuidados para mantener una relación estable.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: