Así fue el cierre del primer trimestre para las aseguradoras

El sector del seguro cierra la cuenta no técnica del primer trimestre de este año con un resultado del 6,54% de las primas imputadas de negocio retenido, frente al 5,13% del año anterior.

Dado que el volumen de negocio de los tres primeros meses fue de 14.855,6 millones (la muestra representativa fue el 95,59% del mercado), la cuenta no técnica supone, en términos absolutos, un beneficio neto de 954,1 millones durante el período. Esto supone un incremento del 15,2% más que marzo de 2017.

Las aseguradoras cierran el trimestre con un aumento del 13,3% de sus ganancias

Así las cosas, las aseguradoras aceleran la mejora en sus resultados, tras el cierre del 2017 con un incremento de sus ganancias en un 13,1%. La cuenta técnica arrojó un resultado del 8,42% de las primas de negocio retenido, mejorando así al 6,25% de marzo del año pasado. Y ello pese al aumento de la siniestralidad, que pasó del 75,16% del negocio retenido (73,37% del negocio directo y aceptado) al 82,08% (79,02% del negocio directo) al término del primer trimestre de este año.

El empeoramiento de la siniestralidad corresponde a los negocios de Vida, ya que para No Vida ha descendido en tres puntos hasta el 67% de las primas de negocio directo. Con respecto al resultado de la cuenta técnica de No Vida, este se situó en el 9,3% sobre primas imputadas del negocio retenido, lo cual refleja un aumento del 2,7% respecto al mismo período de 2017.

aseguradoras

Se ha explicado esta mejora por el aumento de 2,9 puntos del margen técnico, a causa principalmente de la mencionada mejora de la siniestralidad, en tanto que el margen financiero sufrió una evolución desfavorable, cayendo 0,2 puntos respecto al primer trimestre de 2017.

Por otra parte, en Vida la rentabilidad técnica sobre provisiones, tanto en lo relativo al negocio directo y aceptado (0,34%) como al resultado del negocio retenido (0,31%) se mantienen unos niveles similares a los del año anterior.

Estas empresas aumentan en un 2,34% la cantidad gestionada

Al cierre del primer trimestre, las aseguradoras gestionaban 227.444 millones de euros, lo cual supone un aumento del 2,34% respecto al año anterior. Una cantidad de la cual 184.902 millones de euros se correspondían con productos de seguro, es decir, un 2,12% más, en tanto que el resto, esto es, 42,542 millones de euros, eran el patrimonio de los planes de pensiones, un 3,28% más.

Según estos datos, al final de marzo 19.658, personas mayores de 65 años traspasaban su dinero a rentas vitalicias, acogiéndose a las ventajas fiscales de la última reforma del IRPF. Dichas rentas vitalicias acapararon un volumen de ahorro bajo gestión de 1.771 millones de euros.

Los seguros individuales de ahorro a largo plazo (SIALP) movían al cierre del primer trimestre 3.309 millones de euros, lo que supone un incremento del 39,85% respecto a 2017.

Finalmente, los planes individuales de ahorro sistemático (PIAS) alcanzaban al cierre del trimestre 12.576 millones, esto es, un 13,64% más que en el año anterior. Por su parte, los capitales diferidos se mantenían planos en 48.607 millones de euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: