Cómo eliminar las manchas en la piel y prevenir su reaparición

Hacer desaparecer algunas manchas en la piel es posible con tratamientos a través de un dermatólogo. Existen muchas, con diferentes características y orígenes, entre ellas las manchas ocasionadas por la exposición al sol, lesiones, cicatrices, cambios hormonales o infecciones por hongos, entre otras causas.

¿Te gustaría eliminar manchas y prevenir que estas reaparezcan? Las manchas en la piel, tanto en el rostro como en el resto del cuerpo, constituyen un problema importante que afecta a la calidad de vida de mujeres y hombres, disminuyendo su autoestima. La buena noticia es que existen opciones para este problema según el tipo de mancha.

Eliminar y prevenir manchas en la piel

Aquí te presentamos algunos consejos dermatológicos que pueden ayudarte a eliminar manchas  de diferentes tipos, además de algunas recomendaciones sobre la forma adecuada de prevenir la aparición de nuevas manchas y la reaparición de aquellas que hayas logrado eliminar con meses de tratamiento constante.

Tratamiento de despigmentación

Existen tratamientos que se pueden aplicar en casa para atenuar y reducir las manchas faciales, e incluso eliminarlas por completo. La marca de productos Mesoestetic dispone de un método despigmentante que consigue eliminar las manchas de la piel de manera progresiva, con resultados que se mantienen a largo plazo.

El método se denomina Dermamelan® y se compone de dos etapas. La primera etapa consiste en una visita al especialista para realizar la evaluación correspondiente, para luego continuar con mascarillas que ofrecen una despigmentación intensiva. La segunda etapa se realiza en casa, aplicando tres productos diferentes que actuarán en conjunto eliminando las manchas de raíz.

Incorpora el protector solar a tu rutina de cuidado diario

La principal causa de aparición de manchas en la piel es la exposición constante a la radiación UV producida por el sol, lo cual ocurre porque el sol acelera la producción de pigmentos y oscurece las manchas antiguas, además de que promueve la aparición de otras nuevas. En este sentido, se vuelve indispensable el uso de protector solar de amplio espectro

Por lo general, las personas se conforman con elegir cualquier protector solar, incluso si este posee un FPS bajo. La recomendación general es que se elija un bloqueador solar con FPS 50, el cual tiene la capacidad de bloquear la mayoría de los rayos UVA y UVB. Se debe aplicar tanto en el rostro como en el resto de las superficies de la piel que queden expuestas a la radiación solar.

Acude a un dermatólogo antes de tratar tus manchas

La tentación de probar remedios caseros o seguir recomendaciones de amistades para tratar las manchas de la piel siempre es una constante. Sin embargo, es indispensable que un dermatólogo sea quien primero revise las manchas, las tipifique y, en función de esto, pueda determinar la opción de tratamiento más apropiada.

Solo un ojo profesional puede diferenciar entre los diferentes tipos de manchas que existen y descubrir si se trata de una mancha común o una que necesita un estudio más profundo. De hecho, puede descubrir manchas sospechosas que puedan derivar en una biopsia para descartar la presencia de enfermedades como el cáncer.

La microdermoabrasión puede ser una opción

Otra opción a la que recurren los especialistas es la microdermoabrasión, una versión avanzada de las exfoliaciones suaves. Estas se realizan exclusivamente en la clínica de un dermatólogo profesional, debido a la precisión requerida para el uso de químicos como el óxido de aluminio y cristales de cloruro de sodio para exfoliar la capa córnea de la piel y mejorar su aspecto.

Procedimientos láser

Los láseres ofrecen una solución rápida y eficiente, pero más costosa que las anteriores. Ocasiona la despigmentación inmediata de las pieles maduras, al tiempo que estimulan la producción de colágeno. Existen dermatólogos que han sustituido la dermoabrasión por el uso de láser, debido a la calidad de los resultados ofrecidos al paciente.

Evita la exposición al sol

Como precaución principal, es necesario reducir lo más posible el tiempo de exposición al sol, especialmente durante las horas de máximo riesgo, que son aquellas donde la radiación UV afecta más al ser humano, por ejemplo, al mediodía. Si tienes que exponerte al sol, procura utilizar una capa de protector solar adecuada y resguardarte para evitar su incidencia directa sobre la piel.

Aprende a camuflarlas con maquillaje

Finalmente, cuando las manchas se resisten a desaparecer pero no son tan significativas, una buena opción es cubrirlas o disimularlas con maquillaje. Gracias a la tecnología cosmética actual, existen bases de maquillaje y paletas correctoras de color con las cuales poder matizar y hacer desaparecer por completo cualquier imperfección de la piel, al menos por algunas horas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: