El ser humano y la música

Distintas formas de sentirla, vivirla y por supuesto también expresarla: acudir a conciertos, tocar un instrumento, rememorar viejos clásicos con los tocadiscos…

Desde tiempos ancestrales el ser humano ha estado ligado a la música de alguna forma, y pese a que hoy en día podamos verla expresada en distintas funciones, ámbitos y vertientes la realidad es que existe una larga historia detrás con todo tipo de fases que merece la pena comentar hasta los tiempos de hoy en día, y que a muchos sorprendería.

Musica

Antiguamente, no existían ni la mitad de avances y descubrimientos tecnológicos de los cuáles podemos disfrutar hoy en día, por lo que tampoco se podía consumir la música de una forma tan fácil y rápida como actualmente, ya que tampoco existían la misma cantidad de canales disponibles para ello. Los discos de vinilo eran el formato habitual mediante el cual se comenzó a poder disfrutar de las canciones grabadas de tus artistas favoritos en casa, y por giros del destino actualmente vuelven a estar de moda, tal y como otros tantos elementos retro y vintage. Grandes marcas han apoyado la vuelta de esta tendencia, como es el caso de la gigante Sony que ha procurado con novedosos modelos y la modernización de los tocadiscos el nuevo auge de los discos de vinilo así como, por supuesto, los tocadiscos Sony para reproducirlos. Aunque ahora sean tan solo una opción más con la cual volver al pasado, en aquel entonces era la única forma de poder escucharlos al margen de evidentemente acudir a sus conciertos en vivo, un formato que a día de hoy sigue siendo factible a la par que muy rentable.

Disfrutar de la música al máximo en vivo y en directo

Y es que no hay nada como poder disfrutar de tus canciones favoritas en vivo y en directo, embaucarte con el ambiente de los conciertos y por supuesto vivir en persona la música transmitida a través del cantante en cuestión, quienes (se presupone) ofrecen un espectáculo mucho más atractivo en este tipo de eventos de lo que puedan llegar a transmitir a través de cualquier formato, ya sea antiguo o actual.

Acudir a los eventos musicales es una experiencia totalmente única, y que realmente da sentido a la música. Es por este motivo que siguen siendo la principal fuente de ingresos de los artistas musicales a día de hoy, y una clara muestra de ello son las numerosas giras de conciertos por parte de bandas, grupos y músicos individuales que se realizan a través de nuestro territorio. Sobre todo en las ciudades más importantes. Es el caso de la capital, en la cual y a través de agendas de espectáculos online como Madrid Mas Chic podrás encontrar toda la información relacionada con los eventos concertados para este mes y el resto del año como prueba fehaciente de ello, pudiendo inclusive comprar las entradas a través de la misma página entre otras funciones.

También es en los centros urbanos más frecuentados donde más elementos relacionados con el ámbito musical puedes encontrar: desde estudios donde grabar tus propios temas, hasta tiendas donde poder adquirir los tocadiscos y los discos de vinilo anteriormente mencionados hasta merchandising de grupos musicales famosos y, por supuesto, instrumentos musicales con los cuáles comenzar tu propia andadura dentro del fantástico mundo de la música.

Diversidad en cuanto a estilos musicales: da rienda suelta a tu creatividad

Cada uno tiene su propio público en base a su función y al tipo de melodía a la cual pueda aplicarse, pudiendo llegar a experimentar la combinación de varios estilos musicales. Esto es lo que precisamente está dotando de un mayor auge a la venta de cajones rumberos Beta, que a causa de la experimentación del flamenco con otros tipos de música y la realización de temas que calan en la sociedad por parte de los artistas más famosos del género están consiguiendo crear nuevos estilos musicales, ensalzando la figura del flamenco a la vez que ayudando a estos tipos de instrumentos a crecer en cuanto a número de ventas en los últimos meses.

Relacion entre musica y ser humano

No importa cómo decidas disfrutar de este arte, ni qué tipo de música escuches, cantes o toques. Lo importante es que te dejes llevar e influir por ella en todos los aspectos, y hasta consigas sentirla como tuya.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: