Finanzas, Teletrabajo y Economía

Cuando se trata de dinero, el problema nunca puede ser demasiado pequeño o sencillo. Y como el dinero es algo que fluctúa de manera rápida y, muchas veces, impredecible, las formas de estabilizarlo se vuelven infinitas. Ahora bien, al tener en cuenta las situaciones en las que algunos medios para estabilizar la economía podrían ser riesgosos, lo mejor es examinar con detenimiento tanto el mercado de opciones como el presupuesto disponible y los beneficios que se obtendrán con, por ejemplo, medios de financiación, siempre y cuando sean estos los considerados para estabilizar las finanzas.

Después de haber vivido las consecuencias de la primera ola de Coronavirus y de aún estar viviendo las consecuencias de la segunda ola, se ha observado una necesidad general de estabilizar el presupuesto tanto de ciudadanos trabajadores como en dueños de PYMES (pequeñas y medianas empresas). Esto debido a que, durante los meses de marzo, abril y mayo del presente año, justamente cuando se vivía la primera ola de Coronavirus en Europa, las medidas tomadas para evitar más casos de contagio fueron el confinamiento forzado y el decreto del estado de alarma. Como es bien sabido, ante tal situación no hubo más remedio que generar ingresos a través del teletrabajo. Sin embargo, esto no fue posible para todas las empresas ni negocios, ya que el sector de hostelería y turismo, así como empresas dedicadas a la organización de eventos, atención al público, trato directo con el cliente, además de bares, discotecas y algunos restaurantes que no lograron acoplar sus servicios con medios de entrega a domicilio, se vieron forzados a suspender temporalmente sus servicios y, por ende, sus ingresos fueron escasos. Esto no solo provocó gran necesidad por aumentar los ingresos, sino la bancarrota de algunas empresas y falta de liquidez de otras.

Productos financieros como vía alterna

Con un panorama como ese, los productos financieros no tardaron en ser la primera opción de muchos para poder sobrellevar la falta de ingresos. De hecho, aún lo son. Los préstamos personales, créditos rápidos y microcréditos han sido de los más solicitados. En España, el número de solicitudes fue tan alto que podría compararse a cifras parecidas a las del 2013, cuando el Estado también se recuperaba de una crisis económica. A raíz de esto, los comparadores de productos financieros también tuvieron un auge en cuanto al tráfico de clientes. Si bien para mediados del 2019 uno de los comparadores financieros con mejores reviews del momento ya había arrojado buenos resultados, con el aumento de la solicitud de productos financieros tuvo incluso más visitas de lo esperado. Este se conoce como Moneezy y además de prestar sus servicios en 40 países alrededor del mundo, ha sido de especial utilidad tanto en España como en Dinamarca, Francia, Suecia y México. La opinión general de los usuarios manifiesta que Moneezy es de gran ayuda no solo por la facilidad con la que presenta la información y las ofertas de créditos y préstamos, sino que también ofrece una descripción detallada de cada proveedor y producto disponible, de modo que realizar la solicitud del producto financiero deseado pasa a ser una tarea bastante sencilla y rápida.

Moneezy

Criterios ante una crisis económica

Cuando se está ante una crisis económica, es fundamental prestar atención tanto a las estadísticas generales del lugar en el que se está como el poder de flexibilidad personal en el presupuesto. Cuando se evalúan dichas condiciones y se llega a la conclusión de que solicitar un producto financiero puede ser generar beneficios, es fundamental no solo contar con comparadores financieros de confianza, como Moneezy, sino también mantener el monto solicitado y el plazo de pago dentro de rangos aceptables a las posibilidades personales, ya que la idea es buscar o mantener un equilibrio y evitar a toda costa quedar con balances negativos a final de mes. 

Ante todo, siempre se debe tener un presupuesto estable y que, en lo posible, deje espacio para el ahorro. Sobre todo, en la actualidad, donde la proyección de recuperación de la economía se estima que dure hasta el 2023 aproximadamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: