Mantas térmicas para piscinas: la mejor opción para conservar el calor del agua

Cuando se acercan los meses de invierno, lo más normal que algunas familias dejen de ir a la piscina o eviten usar la piscina que tienen en casa para no quedar congelados o coger algún resfriado debido a las bajas temperaturas del agua. La mejor opción para resolver estos casos es contar con una manta térmica para piscina que ayudará a conservar el calor natural del agua y protegerá la piscina de agentes externos, y así se podrá disfrutar de un buen chapuzón incluso en temporadas no estivales.

Beneficios de las mantas térmicas para piscinas

A simple vista, parece que las mantas térmicas están fabricadas sólo para cubrir las piscinas y evitar que la suciedad entré en el agua, pero la verdad es que las mantas térmicas son más que eso. Son capaces de mantener el calor que es emitido por el sol y el calor que se produce debido a la condensación del agua, para hacer que esta se mantenga en un estado cálido sin necesidad de otros procesos energéticos o eléctricos.

Sin duda es uno de los beneficios más importantes de las mantas para los principales usuarios mientras que evitan que el agua se enfríe.

manta termica para piscina

Sin embargo, también existen otras ventajas que van más allá y que apuntan directamente a la protección del medio ambiente. Con el uso de mantas térmicas se disminuye la emisión de productos químicos en la atmósfera y es la mejor manera de ahorrar en productos químicos que ayuden a la climatización de la piscina, así se mantendrá una temperatura ideal y se conservará el calor durante las noches frías. Otros beneficios de las mantas térmicas para piscinas son:

  • Evita la evaporación del agua en los días más calurosos.
  • Se ahorra en la cantidad de agua que se utiliza en la piscina.
  • Se puede ahorrar hasta el 60% de los recursos que se utilizan para la climatización.
  • Es ideal para realizar climatizaciones con energía solar.
  • Se puede utilizar como soporte para el calor que se produce con la bomba de climatización.

Características de las mantas térmicas para piscinas

Existen diferentes formas y elementos que se incluyen en las mantas térmicas para piscinas que reforzarán su utilidad y también incrementará su vida útil. Las principales características de las piscinas térmicas son las siguientes:

  • Manta simple: Consiste en una manta que no posee orillas reforzadas y se recoge manualmente. Es muy funcional y también la más económica.
  • Ribetes: Es la parte de la manta que consiste en un refuerzo alrededor de toda la orilla. Esto es lo que permite que dure por más tiempo ya que evitará los roces y roturas en las orillas.
  • Ribetes para enrollador: No todas las mantas térmicas los poseen, consiste en una hilera de orificios que se aplican en todo el borde del ribete para facilitar la recogida de la manta con enrollador.

Para esos usuarios que desean adquirir una manta térmica, solo tienen que echar un vistazo a las características de esta selección de mantas térmicas a medida para piscinas, distribuidas por Outlet-Piscinas, uno de los referentes más importantes en el sector de provisiones para piscinas.

tipos de mantas termicas

Cuáles son los tipos de mantas térmicas

  • Manta de 400 micras: Esta manta es ideal para optimizar los tratamientos químicos y mantenimientos en la piscina. Su principal función es proteger el agua de insectos y suciedad, así como aumentar la temperatura del agua durante el día. Se puede conseguir a un precio muy bajo desde solo 6, 9 € por m2;.
  • Manta solar con 700 micras: Este tipo de manta es capaz de aumentar la temperatura de la piscina hasta 8° C, suele ser un modelo más avanzado ya que contiene un cobertor de burbujas que acelera el calentamiento solar.
  • Manta solar con 500 micras: Puede incrementar la temperatura del agua de la piscina hasta 10 ° C tiene una tecnología con efecto lupa para incrementar el calor que se obtiene de los rayos del sol.

Cómo se utilizan las mantas térmicas para piscinas

Se debe colocar la manta térmica sobre el agua de la piscina con cuidado. Es importante que las micras, es decir, la parte de la manta que está cubierta de burbujas, esté en contacto con la superficie del agua y no al contrario. Se extenderá toda la manta sobre el agua sin dejar ningún espacio libre.

Posteriormente, se debe evitar que los niños intenten caminar sobre la manta, así se humedecerá lo menos posible para retener fácilmente el calor de la superficie, además se evita que las burbujas se deterioren y cumplan su función sin problemas. Es importante retirar la manta una vez que el agua de la temperatura llega a los 28° C, así se evitará el deterioro prematuro de la manta.

Es importante guardar la manta con ayuda de un enrollador, de esta forma será más fácil enjuagarla y transportarla. Si no se posee uno, solo debe enrollarse y guardarse de forma manual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: