Normativa vigente para el transporte de alimentos perecederos

Existe una gran cantidad de productos alimenticios que necesitan ser transportados con frío o calor, dependiendo de sus  características, siendo esta la única forma de que lleguen a su destino en perfectas condiciones, según lo exige el consumidor final.

Por esta razón, el transporte frigorífico se convierte en una actividad que necesita controles estrictos que permitan garantizar un servicio de calidad. En este sentido, existe una serie de normas que son aplicadas y que puedes leer a continuación.

¿Cuáles son las normas que aplican para el transporte de alimentos perecederos?

Hay ciertas normas establecidas en el Real Decreto 1202/05 que deben ser cumplidas por todas aquellas empresas que se dedican al transporte de alimentos perecederos alrededor de España. La norma asegura que todos los alimentos con necesidad de refrigeración, lleguen al establecimiento de distribución en condiciones óptimas para el disfrute del consumidor final.

Todo vehículo que se dedique al transporte frigorífico deberá portar una placa que acredite el cumplimiento del Acuerdo sobre Transporte Internacional de Mercancías Perecederas. Esta es una norma que entró en vigor durante el año 1976, a cual se utiliza como marco de referencia para la operatividad de las empresas que hacen transporte de mercancía perecedera dentro y fuera del territorio español.

El reglamento establece las clases y tipos de camiones que pueden realizar este tipo de labores; el tipo de camión dependerá de la mercancía en cuestión.

Vehículos aptos para el transporte de alimentos perecederos

Según la normativa vigente, solo hay 4 clases de vehículos que pueden ser utilizados para el transporte nacional de alimentos perecederos, a saber:

  • Refrigerados: son aquellos que poseen una fuente de refrigeración que mantiene la caja en una temperatura de 20 a 30 grados centígrados como límite.
  • Isotérmicos: se refiere a los que en su parte interna poseen techo, paredes y piso cubiertos de aislante térmico que impide el intercambio de temperatura con el exterior.
  • Frigorífico: Son aquellos que poseen una fuente de refrigeración que les permite mantener la caja a una temperatura de entre 10  y 12 grados centígrados.
  • Calorífico: es especial para el transporte de productos precocinados.Camion refrigerado

Principios que rigen el transporte de alimentos perecederos en España

El transporte de alimentos perecederos se realiza bajo el cumplimiento de algunos principios que aseguran la calidad en la preservación de los mismos durante su viaje desde el productor a los establecimientos de distribución mayoristas y minoristas.

  • Los productos tienen que clasificarse y conservarse según las normas establecidas para cada tipo de alimento. Por ejemplo, pescados, mariscos y congelados deben viajar a -18 grados, mientras que los lácteos y sus derivados a 3 grados.
  • Los productos que provienen de devoluciones han de viajar en espacios diferentes.
  • Los vehículos deben lavarse con una periodicidad específica.
  • En caso de inspección, es obligatorio permitir a las autoridades sanitarias el acceso a la verificación de la carga y facilitar la revisión de las temperaturas interiores, así como las condiciones mecánicas e higiénicas del camión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: