¿Por qué se producen manchas en la piel?

En la piel, puede suceder que aparezcan manchas oscuras, que casi siempre son por causa de una exposición prolongada y repetitiva al sol.

El motivo es porque sus rayos producen una estimulación de melanina, sustancia que le da el color a la piel. También puede haber otras causas, como pueden ser alteraciones hormonales, la utilización de algunos medicamentos u otros motivos que hagan que los melanocitos originen manchas en la cara y otras partes del cuerpo, como se puede ver en el siguiente blog.

Aparición de manchas oscuras

Algunas de estas manchas oscuras en la piel, pueden ser originadas por alguna enfermedad relacionada con el hígado, como la hemocromatosis, que se produce cuando éste órgano acumula mucho hierro. Esto puede ser consecuencia de varios factores, como continuas transfusiones de sangre o el alcoholismo. Otras veces se debe a la edad de las persona, lo que habitualmente sucede por haber utilizado cosméticos de dudosa calidad, o la toma de algún anticonceptivo.

Razones manchas piel

Sin embargo, generalmente las manchas oscuras en la piel se producen por exponerse en forma habitual al sol. Estas manchas casi siempre aparecen en personas con piel clara que no utilizan protectores solares. Las zonas donde más suelen aparecer las manchas son las manos, los brazos, el cuello y el rostro. Pueden aparecer en personas de cualquier edad, aunque son más propensas las personas a partir de los 40 años.

Cualquier mancha oscura debe tratarse en una consulta con el dermatólogo. Las que son producidas por el sol pueden ser tratadas mediante una exfoliación. Este tipo de manchas también pueden ser tratadas por láser, luz pulsada o peeling.

Los niños no son ajenos a este tipo de manchas oscuras. La mayor parte de ellas también son producidas por el sol, aunque pueden tener origen en alguna infección que no revista mayor importancia.

A muchas personas les aparecen manchas en los pliegues de la piel, como axilas, la zona alrededor del cuello o debajo de los senos. La denominación de estas manchas es acantosis nigricans, y casi siempre la padecen personas con diabetes, con algún grado de obesidad, aunque también pueden padecerla personas que no tengan estos problemas de salud. Este tipo de manchas deben ser tratadas por un dermatólogo, y no se debe demorar la consulta.

Otras clases de manchas en la piel

Hay manchas que aparecen en la piel que tienen coloraciones blancas, marrones o rojas. Su identificación es necesaria para estar más informado, y quedarse tranquilo.

Manchas blancas

No se relacionan con problemas graves de salud, sino de estética. Se pueden producir por hongos como la pitiriasis versicolor, conocido como el hongo de playa. Aunque no son por causa de la playa, sino por causa del hongo que vive en la piel humana, que al broncearse al sol, se observan con mayor facilidad. No producen contagio. También, las manchas blancas pueden ser producto del sol o de una mala nutrición.

Manchas marrones

Las manchas color café no son como las otras manchas. Su aparición no es por causa del sol. Muchas de ellas son manchas de nacimiento, pero las que no lo son pueden deberse a la queratosis, el melasma, por envejecimiento o a la aparición de la neurofibromatosis. Este tipo de manchas deben ser vistas por un especialista sin demora.

Manchas rojas

Estas manchas son las más frecuentes y su aparición se genera por distintos motivos. Pueden ocasionar picazón y su consecuencia es sólo de índole estética. La mayoría de las manchas rojas que hacen su aparición en el cuerpo producen escozor, aunque algunas pequeñas de este color no pican, y las causas pueden ser variadas. Por ejemplo la dermatitis irritativa, producida por un exceso de sudoración en el cuerpo o por haber pasado por un proceso febril. Otra de las razones puede ser una erupción cutánea debido a una alergia provocada por algún alimento al que no se tenga tolerancia o la picadura de algún insecto.

Cuando las manchas rojas en la piel producen picazón, los motivos son diversos. Como la urticaria o una enfermedad vírica, como la viruela o el sarampión. También la diabetes provoca manchas rojas y mucho picor. Lo mismo sucede con la picadura de algunos insectos y las personas con piel muy grasa, que sufren de dermatitis seborreica.

Aunque la mayor parte de las manchas en la piel desaparecen con el tiempo o con el uso de cremas, son siempre motivos de consulta con un dermatólogo, y hacerlo sin demoras puede ahorrar disgustos posteriores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: