¿Por qué Saeco se ha convertido en una de las mejores marcas de cafeteras de este año?

La marca Saeco tiene su origen en 1976, cuando Sergio Zappella estableció GSL, una empresa productora de máquinas de café espresso para uso doméstico. Fue en 1981, cuando el mismo Sergio Zappella y Arthur Schmed, un ingeniero suizo, fundaron Saeco Srl, con domicilio social en Gaggio Montano, un pequeño pueblo de los Apeninos en la provincia de Bolonia, Italia. De inmediato se dieron cuenta del gran potencial de las cafeteras Saeco en el mercado. Ambos emprendedores dedicaron considerables recursos y esfuerzo en el perfeccionamiento de su tecnología; el resultado fue el diseño, desarrollo y producción de la primera máquina de café espresso totalmente automática en 1985. Esta innovación mundial, conocida como “bean-to-cup”, permitía la elaboración automática del típico espresso italiano a partir de café en grano.

A lo largo de los años, Saeco ha desarrollado cafeteras pensadas para adaptarse a las distintas necesidades y estilos de vida tanto a nivel doméstico como profesional. El crecimiento empresarial fue imparable, y en 1999, la empresa adquiere la firma italiana de cafeteras Gaggia, reforzando así su compromiso con la excelencia. Ya en pleno siglo XXI, la compañía acepta la oferta de compra de la multinacional Holandesa Philips, situando la marca de cafeteras Saeco como líder global en el diseño y desarrollo de máquinas de café.

¿Por qué Saeco y no una cafetera de la competencia?

Las cafeteras Saeco preparan el verdadero café espresso italiano en tan sólo 25 segundos. Son ideales para el hogar y la oficina. Estas máquinas son una verdadera joya para los amantes del buen café. Con una máquina Saeco, el café no es sólo de calidad profesional, es también de muy bajo coste. Estas cafeteras, además de proporcionar un excelente café espresso cada día, poseen un diseño moderno y funcional acorde al estilo de vida actual.

La principal diferencia entre las cafeteras Saeco y las de la competencia, es que la unidad de preparación de Saeco es de patente propia. Esto permite bajar significativamente el coste unitario por máquina manteniendo una excelente calidad de elaboración profesional. La unidad de elaboración es capaz de hacer una gran cantidad de tazas de café permitiendo un lavado sencillo de la máquina. Otras marcas tienen un dispositivo de infusión no extraíble y más complejo, lo que dificulta el funcionamiento de la máquina y hace que las reparaciones sean más costosas.

La principal ventaja de las cafeteras Saeco es la ingeniería de diseño único y patentado para la creación de crema. La cámara está equipada con una válvula especial que permite mantener la presión de trabajo mientras se prepara el café. Como resultado, se extraen todas las sustancias valiosas que se encuentran en el grano de café, lo que permite disfrutar de una fantástica taza de café aromático con una gruesa y estable espuma. Otra de las ventajas de las cafeteras Saeco es una portabilidad excepcional junto con un alto rendimiento y fiabilidad.

El rendimiento de una máquina de café Saeco

Como hemos dicho anteriormente, el tiempo de preparación del café en una cafetera Saeco es de 25 segundos. Durante este tiempo la máquina se las arregla para moler y preparar un exquisito café espresso. Contando el tiempo necesario para la adición de granos de café y agua, el rendimiento de estas cafeteras es ideal para el hogar y la oficina.

cafeteras saeco

¿Qué presión utilizan las máquinas de café Saeco?

En todos los modelos de cafeteras Saeco la presión es de 15 bares. Se necesita una alta presión para hacer realidad el excelente café espresso italiano. Solo con estas presiones se puede extraer las sustancias beneficiosas del café para nuestro organismo. El espresso creado a alta presión es fuerte, aromático y con una espuma de un espesor estable y consistente. Esto no se puede lograr en máquinas con baja presión.

La calidad de fabricación de una cafetera Saeco

Las superficies de trabajo de las máquinas de café Saeco están hechos de metal, y la unidad de elaboración es de un plástico altamente resistente al calor. Esto permite reducir sustancialmente el coste de la máquina y hace que su trabajo sea más suave, ya que un cuerpo de metal amplifica el sonido del molido. La reparación de una cafetera Saeco es mucho más barata que las reparaciones de las análogas de metal, además de contar con la garantía postventa de Philips.

Conclusión

Como sabemos, existen diferentes marcas y modelos de máquinas de café expreso, pero una cafetera Saeco, es sin duda, una de las mejores opciones para el uso doméstico. Las cafeteras Saeco son fáciles de usar, el café espresso se elabora en cuestión de segundos tan solo pulsando un botón y no requiere de ningún trabajo especial de preparación o limpieza. Muele el grano de café fresco de forma automática e integrada, lo que significa que no es necesario adquirir una pieza por separado para poder disfrutar de café en grano recién tostado. La cantidad de infusión es personalizable y muy económica, esto permite establecer la cantidad de café molido, la cantidad de agua y el control total de la crema de leche caliente (o alternativas a la leche), para elaborar cualquier especialidad de café. Para ampliar más información sobre estas excelentes cafeteras espresso automáticas puedes visitar la página oficial de Philips.

Tal vez te puede interesar también:

Tipos de cafeteras de cápsulas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: