Qué debemos saber antes de elegir el anillo de compromiso perfecto

El anillo de compromiso simboliza la promesa de una vida entera juntos. Es por ello que este primer paso del camino es tan importante para la mayoría de las parejas.

En la antigüedad los anillos de compromiso eran algo distintos ya que los hombres colocaban aros de hierro en el dedo de sus amadas para así prometer que estaban dispuestos a casarse con ellas, quienes debían de guardarlo hasta el momento del matrimonio para recordar siempre esa promesa. No fue hasta la pedida de Maximiliano de Austria cuando esta pieza se mejoró colocando en ella un diamante.

Existen un sin fin de tradiciones alrededor de este momento que cualquier pareja sueña con compartir. Una de estas teorías explica que se coloca en el dedo anular de la mano izquierda porque éste contiene una vena que va directa al corazón. Además el decorarlo con un diamante expresa la imposibilidad de romper esta promesa, ya que el diamante se considera una piedra indestructible.

Muchas tradiciones que giraban alrededor de las bodas y los matrimonios han desaparecido con el tiempo o se han transformado en prácticas totalmente renovadas. Sin embargo el acto de la pedida, aunque cada uno pueda cambiarlo y personalizarlo a su manera, sigue teniendo el mismo significado y sigue suponiendo un momento inolvidable en nuestras vidas.

En países como EEUU, por ejemplo, cada vez es más común que la novia entregue también al novio un anillo de compromiso. En España antiguamente se regalaban también pulseras en vez de anillos y sigue siendo tradición entre muchas familias responder a la petición del hombre regalándole un reloj de compromiso. Como vemos existen casi tantas probabilidades como tipos de parejas ya que aunque el símbolo que representa el amor cambie, la promesa sigue siendo la misma.

¿Qué protocolo debo seguir al elegir el anillo?

A la hora de comprar un anillo de compromiso debes de saber que existe la tradición de que éste debe de costar entre 2 ó 3 meses de sueldo de la persona que quiere proponerlo.

Elegir el anillo de compromiso perfecto

Esto era así porque suponía un esfuerzo para el hombre y podía así demostrar cuánto le importaba el que su enamorada quisiese también compartir su vida con él. Claro está que todo dependerá de la economía de cada casa, ya que lo que realmente importa es el gesto y todo lo que sientes y lo que la entrega de esta joya supone.

Como hemos dicho, tradicionalmente el anillo debe de tener una piedra y ésta suele ser un diamante para demostrar así la fuerza e indestructibilidad de tu promesa, aunque según el presupuesto existen otras piedras preciosas o semipreciosas entre las que podremos elegir. La piedra va a diferenciar también el anillo de compromiso de las alianzas que se entregan el día de la boda, siendo éstas comúnmente lisas.

Antiguamente también se solía diferenciar entre el anillo de pedida y las alianzas porque el primero era de plata y estas últimas de oro. En la actualidad lo que suele prevalecer es la preferencia de la persona que vaya a llevar los anillos, pudiendo elegir entre el material que más te guste.

¿Qué tipo de anillo de compromiso es el adecuado?

Existen muchos tipos de anillos de compromiso y vamos a tener que elegir el perfecto entre todos ellos. Todos simbolizan lo mismo por lo que debes elegir el que más se adapte al estilo de la persona a la que se lo vas a entregar.

Según la disposición de la piedra tenemos, en primer lugar, el solitario. El anillo solitario es el más tradicional, una alianza con una piedra redonda colocada en el centro. Éste tipo de anillo es el más sencillo pero también los hay disponibles con engastes originales para poder así decantarte si quieres por un anillo diferente y más personal.

El anillo de corte princesa es el segundo más popular, siendo éste como un solitario pero luce en él una piedra de corte cuadrado, lo que lo convierte en un anillo algo más moderno.

Anillo de compromiso perfecto

Otros tipos de anillos que podemos encontrar son la media alianza (con piedras incrustadas alrededor de la mitad del anillo), anillo con carril (como la media alianza pero añadiendo un solitario en el centro), anillo con varios diamantes (suelen estar diseñados con tres diamantes, colocando el más grande en el centro y otros dos menores cada uno a un lado) y el anillo halo (rodeado completamente de diamantes incrustados por todo el anillo y posee un diamante en el centro rodeado normalmente de diamantes más pequeños para dar la imagen de un diamante mucho más grande).

En cuanto a la forma de enganchar la piedra al anillo, es decir, el engaste, vamos a poder elegir también entre si lo queremos sujeto por garras (según el tamaño suelen ser 4 u 8) o sujeto por bisel (un borde de metal que rodea el diamante). Por último existe también la posibilidad de que la piedra se vea suspendida por un engaste en tensión, siendo estos anillos de diseño más moderno e innovador.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: