Enfriamiento adiabático: ¿en qué consiste?

Actualmente nos encontramos en pleno auge de los métodos de calefacción y enfriamiento de espacios, desarrollados en base a procesos respetuosos con el medio ambiente. Su intención es reducir el consumo de energía y también los costes asociados, haciendo que sean mucho más accesibles para el público en general.

El enfriamiento adiabático es uno de estos métodos. Este método en particular se refiere a un proceso físico mediante el cual es posible enfriar el aire de un espacio al cruzar aire caliente con diminutas partículas de agua pulverizada. Otro sistema es el uso de paneles empapados de agua, los cuales se cruzan con una columna de aire, haciéndola pasar de líquida a gaseosa.

Tal es el caso de los paneles de Gigola & Riccardi, destinados al método de enfriamiento evaporativo. En las siguientes líneas te contamos en detalle el concepto de enfriamiento adiabático, las ventajas que ofrece y las formas en que puede aplicarse para regular la temperatura de ambientes industriales.

¿En qué consiste el enfriamiento adiabático?

La refrigeración adiabática se refiere al proceso físico donde se cruzan partículas de agua pulverizada con una corriente de aire caliente, dando como resultado un flujo de aire frío y húmedo que reduce la temperatura del ambiente. Las partículas de agua roban energía calórica del aire caliente y terminan cambiando el estado del agua, pasando de líquida a gaseosa.

Este fenómeno termodinámico produce una corriente de aire frío constante que produce la caída de la temperatura dentro de un determinado espacio. Los equipos de enfriamiento adiabático son sencillos de instalar y además tienen un consumo energético muy inferior al de otros sistemas de acondicionamiento de aire.

Se trata de un sistema de enfriamiento que no es invención moderna, sino que se basa en un fenómeno presente en la naturaleza y que, en la actualidad, puede explotarse de manera artificial a un coste bastante accesible.

Algunas ventajas del sistema son las siguientes:

  • Reduce el consumo de energía eléctrica, por lo cual se considera respetuoso con el medio ambiente.
  • Tiene un coste bajo tanto de instalación como de mantenimiento.
  • Mantiene el índice de humedad adecuado en los espacios donde se instala.

Aplicaciones en ambientes industriales

Siendo equipos de instalación sencilla, que no requieren de bombas, compresores y otras partes móviles, es posible conseguir un mayor ahorro energético. No obstante, en algunos espacios puede ser necesaria la incorporación de otros sistemas que permitan regular aspectos como la humedad y temperatura.

En cualquier caso, es importante evaluar los procesos y determinar las necesidades de cada espacio, además de realizar una comparación entre los diferentes paneles ofrecidos por los fabricantes, dando preferencia a la solución que genere el menor impacto sobre el medio ambiente y que garantice viabilidad a nivel económico.

La implementación de sistemas de enfriamiento adiabático dentro de espacios industriales resultan una solución práctica y económica, aunque sus principales atractivos son la simplicidad de instalación y la baja necesidad de mantenimiento. En la actualidad, se han diseñado sistemas cada vez más eficientes de la mano de fabricantes que ofrecen soluciones integrales de climatización.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: