La importancia de la seguridad alimentaria y los certificados ISO

La seguridad alimentaria es esencial para que todas las personas en una sociedad puedan estar saludables y desarrollar todo su potencial, independientemente de sus antecedentes, edad, género, clase social y otros indicadores. Es un derecho humano fundamental reconocido en la Declaración de Derechos Humanos promulgada en 1948.

Objetivos de la seguridad alimentaria

La seguridad alimentaria persigue dos objetivos principales: 1) mejorar la salud y el bienestar de los ciudadanos; y 2) avanzar hacia un bienestar colectivo. Este concepto que abarca cuatro dimensiones principales:

Objetivos de la seguridad alimentaria
  • La disponibilidad en cantidades suficientes de alimentos de naturaleza y calidad adecuadas y en todas las partes del territorio, independientemente de la fuente de estos alimentos (producción local, importación o ayuda alimentaria).
  • El acceso de cualquier persona a los recursos para adquirir los alimentos necesarios para una dieta nutritiva. Estos recursos incluyen tanto los recursos monetarios como los derechos de acceso para producir alimentos.
  • La estabilidad del acceso a los alimentos; es decir, el acceso a los alimentos de la población no puede ser dificultado por eventos naturales o económicos.
  • El uso apropiado de los alimentos (buena cocción y preparación de varios alimentos) favorece un suministro adecuado de nutrientes y energía en un contexto donde el consumo de estos alimentos es seguro para la salud.

La seguridad alimentaria se garantiza con las normas ISO, que se obtiene mediante una consultoría especializada en la materia. Las empresas y organizaciones deben cumplir tales normativas para ofrecer servicios óptimos.

Certificados ISO

La Organización Internacional de Normalización es una organización que desarrolla procesos ISO y presenta otros servicios para el beneficio de sus miembros. Las normas ISO ofrecen una serie de beneficios sociales, económicos, técnicos y ambientales. De hecho, la certificación ISO mejora la calidad de vida. Algunas destacadas son:

ISO 9001: se trata de una norma que define los requisitos para el establecimiento de un sistema de gestión de calidad en aquellas organizaciones que buscan mejorar la satisfacción del cliente de forma paulatina proporcionando productos y servicios de alta calidad.

La norma ISO 9001 va dirigida a todas las organizaciones, sin importar el tamaño de la empresa y la industria a la que se dediquen. Forma parte de la serie de normas ISO 9000 (ISO 9000, ISO 9001 e ISO 9004).

ISO 14001: pertenece a la familia de normas ISO 14000 que contiene normas adicionales relacionadas con la gestión ambiental. Puede ser certificable por una organización aprobada. Se han emitido 300.000 certificaciones ISO 14001 en 171 países.

ISO 22000: Los productos alimenticios deben ser saludables debido a las graves consecuencias de la toxicidad alimentaria. En este contexto, la norma ISO 22000 tiene varias ventajas porque ayuda a cumplir mejor los requisitos reglamentarios.

Los productos y servicios certificados tienen cualidades que los diferencian de la competencia, por lo que este enfoque ISO es una ventaja competitiva. Con productos saludables, logran ganarse la confianza de los consumidores. Esta norma, aprobada a nivel mundial, facilita la apertura de nuevos mercados de exportación, lo que beneficia tanto a las empresas como a los gobiernos.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: