Qué necesitas saber para elegir la mejor almohada

Al dormir, no sólo es importante que tu mente descanse, tu cuerpo también tiene que hacerlo para poder rendir eficientemente al día siguiente y mantenerte saludable. Por eso, la almohada que utilizas puede marcar una diferencia considerable en la calidad de tu sueño.

La almohada es un complemento de cama más que importante. Aunque a veces no se le preste demasiada atención, lo cierto es que el tipo de almohada que utilizas puede condicionar significativamente tu calidad de sueño y la salud de tu espalda. Por eso, es importante que conozcas cuáles son las mejores alternativas y de qué forma elegir la mejor para tus noches.

Almohadas para dormir

Contrariamente a lo que muchas personas podrían pensar, no existe un sólo tipo de almohada. Hay mucha variedad en el mercado, y esto no es algo al azar, ya que cada tipo está destinado a cumplir diferentes necesidades y exigencias físicas. La calidad de la almohada con la que duermas puede marcar, para bien o para mal, un cambio significativo en tu postura y en tu descanso. Por ello vale la pena que conozcas algunas de las mejores opciones, y así elegir la que más se adecúe a tus necesidades en especial. En primer lugar, está la almohada cervical, puntualmente destinada a corregir problemas de espalda y así aliviar malestares físicos, como el dolor de cuello o de cabeza.

Almohadas para dormir

Éstas son más aconsejables para todas aquellas personas que les gusta dormir de costado o boca arriba, y tienen la finalidad de mantener la columna equilibrada, de modo que se evita que el peso del cuerpo se distribuya de forma errónea. Esto es lo que muy a menudo ocurre cuando duermes, y lo que acaba causando los famosos dolores de espalda al despertar. Las almohadas cervicales, por su forma y tamaño, pueden solucionar este problema y, si las eliges, verás que su uso prolongado será más que amigable con tu espalda, tanto como con tu cuello. Cabe remarcar que hay distintos modelos de almohadas cervicales, por lo que deberías echarle un ojo a cada uno.

Lo mejor para tu sueño

Como mencionamos, hay una gran variedad de almohadas en el mercado, por lo que hoy en día ya no tienes porqué conformarte con una que sea incómoda o le haga daño a tu espalda. Del mismo modo que una almohada cervical, una almohada viscoelástica también es muy adecuada para garantizar un buen sueño y proteger la postura mientras se duerme. Estas almohadas son muy modernas, ya que por su composición y los materiales con los que están fabricadas, se adaptan al cuerpo y pueden conservar la forma de tu espalda y cuello. Además, suelen ser muy sensibles a la temperatura del cuerpo, aportando una mayor comodidad a la hora de descansar.

Este tipo de almohadas puedes encontrarlas en distintos tamaños, y éstos deben ser tomados en cuenta dependiendo de tu forma de dormir, la postura en la que sueles hacerlo, etcétera. Si duermes boca abajo, por ejemplo, no es recomendable una almohada de mucho grosor, ya que elevará tu cuello de manera errónea y afectará a tu postura. Otra cosa a tener en cuenta es que las almohadas viscoelásticas son hipoalergénicas y muchos modelos incluso son antiácaros y bacterias, permitiendo no sólo un buen sueño sino también uno libre de alergias. Si tienes este tipo de molestias, definitivamente una almohada de este estilo podría aliviarte.

Las almohadas como las mencionadas, cervicales o viscoelásticas, tienen la firmeza justa sin perder la suavidad necesaria para un sueño cómodo. Todos estos factores a menudo pasan desapercibidos, ya que es común elegir una almohada sin contemplarlo demasiado. Sin embargo, puede haber una diferencia muy notoria según el tipo de almohada que se utiliza al dormir y es fácil ver la diferencia ya en la primera noche de uso. Verás que, con cualquiera de estas opciones, tu cuello se sentirá mucho mejor y podrás tener un sueño más reparador, lo cual a la larga influirá en tu humor, tu rendimiento y capacidad de concentración en las tareas diarias. Asegúrate de prestar mucha atención cuando elijas la almohada para tus noches, y así podrás garantizar que efectivamente hayas comprado la más adecuada para tus deseos y necesidades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: