¿Por qué la playa de Bastiagueiro es tan buena para aprender surf?

El surf es un deporte que fascina tanto por su belleza como por la connotación intrínseca de poder que tiene, al dominar la naturaleza, cada vez que se monta en la cresta de una gran ola de mar.

Esto hace que quienes lo practican descubran el placer y el beneficio de hacerlo, y para lograr la mejor experiencia de este deporte, La Coruña ofrece la playa de Bastiagueiro, ideal por su fondo de arena y olas que no sobrepasan los tres metros.

Éstas son condiciones adecuadas para dar los primeros pasos en la práctica del surf. Los espacios naturales de esta grandiosa playa parecen estar diseñados por la naturaleza para aprender las técnicas básicas de este deporte.

Surf en Galicia

El surf es un deporte con más de 500 años de historia. Como es de imaginar, su origen se remonta a poblaciones que se han encontrado en íntimo contacto con el mar, como es el caso de las Islas Polinesias en el Pacífico. Aunque se hizo famoso por la llegada de los militares a Hawái por influencia de la guerra, pronto se popularizó en todas las zonas con acceso al mar.

Hacer surf en Galicia

California y Australia han sido durante muchos años los íconos geográficos del surf. Sin embargo, esto no significa que no haya condiciones naturales en otros lugares, como es el caso de las playas en Galicia.

El potencial que ofrece la costa de Coruña y Costa da Morte está a la altura de las mejores playas, con olas idóneas para sacar el mejor provecho del mar, la tabla y el viento.

Cada playa tiene su particularidad, desde Bastiagueiro con olas pequeñas y suelo arenoso ideal para principiantes, hasta la playa de A Frouxeira en Valdoviño con olas variables en calidad y tamaño. No se puede dejar de mencionar A Lanzada en O Grove, caracterizada por sus dunas de arena blanca y aguas cristalinas. También destacan Baldaio y Balieiros, para surfistas más experimentados.

Vivir la experiencia del Surfcamp Galicia

Dar los primeros pasos practicando surf requiere de buenos guías que sepan inculcar este magnífico deporte. En primer lugar, es fundamental la experiencia de los instructores. El conocimiento de la técnica del deporte, las condiciones ambientales y determinar con exactitud la etapa de evolución física del aprendiz.

Cada edad lleva consigo una metodología diferente y el ambiente juega un papel protagonista. Aunque se visite a diario la misma playa, sus condiciones varían cada minuto y es justo ahí donde la experiencia y el conocimiento tienen un peso fundamental.

Cuando se decide ingresar en un surfcamp se deben considerar todas estas condiciones que hagan la experiencia lo más segura posible. La garantía de seguridad es el conocimiento, así como la posibilidad de poder transmitirlo con efectividad a los aprendices.

Una buena planificación debe incluir diferentes estrategias, dirigidas según la edad de los participantes y sus condiciones físicas. También se debe considerar todo lo referente a logística. Tomar las previsiones correspondientes si se viaja individualmente, con la familia, en grupos grandes o pequeños y tener a mano todos los equipos, herramientas, transporte y sustentos que se requieren.

La escuela de surf Bastiagueiro: el sitio ideal para comenzar

La playa de Bastiagueiro facilita la combinación del elemento lúdico necesario para desarrollar el interés y la disciplina requerida. Las estrategias de aprendizaje varían según la edad, condiciones, desarrollo y experiencia de cada uno de los participantes.

Playa de Batiagueiro

Los niños en edad temprana deben aprender a tener una relación armoniosa con las olas y el entorno marítimo. Los ejercicios y experiencias deben dirigirse de acuerdo a su desarrollo evolutivo tanto físico como cognitivo.

Una vez que sus cuerpos se han desarrollado lo suficiente y han demostrado interés por continuar aprendiendo, comienza una etapa de técnica y disciplina que les permitirá aprender todo lo necesario para disfrutar de las olas y experiencias únicas en la vida. Ver el mundo a través del surf proporciona una visión que sólo se puede explicar con la vivencia.

Aprender a surfear requiere de un determinado entorno donde el principiante se pueda sentir cómodo y seguro para ir ganando confianza. Existen muchas playas con características particulares de su costa dirigidas a diferentes niveles de experiencia en este deporte, pero para aquellas personas, en especial niños que desean iniciarse, la más recomendada es Bastiagueiro.

Las condiciones naturales son idóneas por la cantidad y forma de las olas, la dirección del viento, presencia de seguridad y comodidad. Para las personas interesadas en iniciarse en un deporte que cuenta con una hermosa conexión con el medio ambiente, lo más recomendable son los centros de aprendizaje y entrenamiento como la escuela de surf bastiagueiro, uno de los mejores sitios de Galicia para preparar las futuras generaciones de surfistas.

Comparte: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: